La nueva Nissan Kicks se fabricará en 2016 en Brasil

Imprimir
PDF

En 2003, las SUV y crossovers representaban apenas el 3,07% de los vehículos comercializados en Brasil. Pero ya en 2013 abarcaban el 7,67% del mercado, un crecimiento de casi 164% en una década.

Y, de acuerdo con estudios confidenciales de dos grandes fabricantes, este mercado llegará a una participación del 18% en 2018. Es decir, el doble del volumen actual.

 

 “Las SUV son el sueño de consumo de la clase media brasileña. Y, sin duda, porcentualmente será el segmento de mayor crecimiento en los próximos años”, afirma un importante ejecutivo de la industria.

Por eso, nadie quiere quedar afuera de ese mercado. En los próximos cuatro años una decena de nuevas SUV y crossover serán producidas en Brasil. Y entre esa avalancha de novedades habrá un modelo con fuerte tendencia a destacarse por reunir tres características tentadoras para cualquier consumidor: será buena, bonita y barata. Démosle la bienvenida a la Nissan Kicks.

 

 La historia de este modelo comenzó hace cuatro años, cuando Nissan decidió construir una nueva fábrica en Brasil y crear un crossover basado en la Plataforma V, la misma de los Versa y March. La intención fue reforzada en el Salón de San Pablo 2012, donde los japoneses presentaron el excéntrico prototipo Extrem.

Y en la edición de este año, presentó el concept Kicks. “Quiten los elementos futuristas y tendrán el diseño definitivo de Nissan”, asegura un interlocutor que no niega que la Range Rover Evoque haya sido la fuente de inspiración de los japoneses.

 

El proyecto fue encabezado por Robert Bauer, jefe del centro de diseño de Nissan en Rio de Janeiro. Y contó con la colaboración de los estudios de Japón y California.

El nuevo crossover, a propósito, es el primer Nissan desarrollado con foco específico en Brasil. “Todas las decisiones fueron tomadas sobre clínicas realizadas con consumidores brasileños. Hasta la definición del nombre del auto”.

“River” (por el inglés “río”, y no por el club argentino) disputó con “Kicks” la elección final. La determinación de ese nombre (que significa “patadas”, en inglés) viene de la intención de Nissan de asociar a la marca con el deporte.

Además de ser la automotriz oficial de los Juegos Olímpicos de Rio 2016, Nissan es uno de los principales sponsors de la Champions League europea. Y el lanzamiento del Kicks se producirá justo con la apertura de los Juegos, en junio de 2016.

 

El crossover de Nissan tendrá proporciones que se ubicarán a mitad de camino entre la Ford EcoSport y la Renault Duster, dos de sus principales rivales. “Brindará la sensación de ser más grande de lo que es realmente y contará con un buen espacio interior, como el Versa”, anticipa una fuente que tuvo contacto con el proyecto del auto definitivo.

La Nissan Kicks será ofrecida con el motor 1.6 16v de los March/Versa. No habrá una versión 4×4 y se ofrecerá con dos tipos de transmisión: manual de cinco velocidades o CVT.

Además de eso, deberá traer de serie climatizador y acceso sin llave (Keyless).

En Nissan aprovecharon el Salón de San Pablo para testear la reacción del público ante algunos detalles todavía indefinidos, como la opción de la carrocería bicolor, con el techo pintado en otro tono: “La propuesta es clara. Será un crossover pop, pero con personalidad. Por eso vamos a traer algunas soluciones estéticas de modelos más caros”.

En Nissan, por supuesto, miran como el rival más serio a la Ford EcoSport. “Quien lance un vehículo de este tipo y diga que no tiene a la EcoSport en la mira está mintiendo”, afirma la fuente que agrega: “Tendremos una política de precio agresiva en Brasil, con valores por debajo de la competencia”.

En cuanto al diseño, la Nissan Kicks tendrá una línea de cintura alta, para crear una sensación de mayores dimensiones, con un área vidriada más pequeña. Los picaportes serán ubicados por encima de una fuerte nervadura que marcará el lateral. Para dejarlo más “pop”, el techo podrá ser de otro color (todavía en estudio) y parte del pilar trasero estará pintado de negro.

Los faros delanteros serán finos y alargados, estirándose sobre el guardabarros delantero. La idea es forzar la armonía entre la gran parrilla delantera en forma de V, marca de identidad de los Nissan modernos. Los detalles cromados cumplirán la función de brindar una impresión de mayor sofisticación.

Los diseñadores de Nissan admiten haberse inspirado en la Evoque. Pero el rival a vencer será la Ford EcoSport.

Clínicas de conducción 4x4

Servicios para empresas

Salidas de Pesca

Canal de Video