Toyota RAV4 EV, futuro incierto

Imprimir
PDF

 

En 2012 conocimos el Toyota RAV4 EV de segunda generación, un modelo 100% eléctrico para el mercado norteamericano, con baterías suministradas por Tesla. Toyota anunció en 2012 que pensaban vender 2.600 unidades en tres años. Hasta abril de 2014 han vendido 1.594 unidades.

 

En la conferencia trimestral de resultados, Tesla ha anunciado que este negocio les ha supuesto unos beneficios de 15,1 millones de dólares, y que esperan finalizar la entrega de baterías este año. La duda es si Toyota apurará la vida comercial del modelo o lo retirará del mercado antes. A nivel de ventas no es un éxito que digamos.
El portavoz de Toyota no ha dicho gran cosa, ni sobre este modelo ni sobre la relación con Tesla en el futuro. Además, Tesla tiene un acuerdo de suministro con Daimler AG para el Mercedes Clase B eléctrico y prepara la construcción de una gigantesca fábrica solo para producir baterías.

 

Lo cierto es que Toyota ha hecho algunos experimentos a nivel de mercado con coches eléctricos, pero poca cosa. La apuesta es claramente a favor de los híbridos, aunque ofrecen un híbrido enchufable (Prius Plug-in) que no funciona muy bien por su sobreprecio sobre el Prius convencional.
La visión de Toyota para los eléctricos es para coches urbanos y corto recorrido, pero no lo tienen muy claro. Para distancias medias apoyan el híbrido sin reservas, pero también el coche de hidrógeno, que empezarán a vender en California dentro de unos meses.

 

Tenemos los antecedentes del RAV4 EV de primera generación o el iQ EV, además de diversas pruebas en Japón. En lo que se refiere a vender coches 100% eléctricos en sus concesionarios, aún no ha ocurrido. No van a llevar la delantera en todo, desde luego este campo se les escapa, o lo dejan escapar.